Anticuerpos antinucleares

Títulos ≥ 1:160 suelen indicar la presencia de LES activo, aunque ocasionalmente otras enfermedades autoinmunes pueden inducir estos títulos elevados. Actualmente se conocen grupos de pacientes con lupus con ANA negativos. Estos pacientes suelen tener anticuerpos contra el antígeno SS-A/Ro (normalmente cuando se utiliza un sustrato de sección congelada) y lupus cutáneo subagudo. El 10% de los pacientes con LES manifiestan pruebas biológicas falsas positivas para la sífilis; ésta puede ser incluso la manifestación inicial.

Otras pruebas utilizadas en la diferenciación de los estados autoinmunes son los anticuerpos contra el ADN de doble cadena, el factor reumatoide, los anticuerpos contra los antígenos nucleares extraíbles y el complemento hemolítico total (C3, C4, etc.). Aunque en ocasiones se solicitan pruebas de ANA en el líquido cefalorraquídeo o en el líquido sinovial, los ensayos actuales no están estandarizados para estos fluidos y dichos ensayos no aportan nada al proceso de diagnóstico.

Ana moteada

“Enfermedad autoinmune” se refiere a un grupo diverso de trastornos que pueden afectar a casi todos los órganos y sistemas del cuerpo. Abarca enfermedades de los sistemas nervioso, gastrointestinal y endocrino, así como de la piel y otros tejidos conectivos, los ojos, la sangre y los vasos sanguíneos. En todas estas enfermedades autoinmunes, el problema subyacente es la “autoinmunidad”, es decir, el sistema inmunitario del cuerpo se desvía y ataca a los órganos que está destinado a proteger.

Al menos 30 millones de estadounidenses padecen una o más de las más de 80 enfermedades autoinmunes. Por término medio, las enfermedades autoinmunes afectan 3 veces más a las mujeres que a los hombres2. Algunas enfermedades autoinmunes tienen una proporción aún mayor entre mujeres y hombres. Las enfermedades autoinmunes son una de las 10 principales causas de muerte entre las mujeres de 65 años o menos2 y representan la cuarta causa de discapacidad entre las mujeres de Estados Unidos.3 Las enfermedades autoinmunes suelen darse en varios miembros de una familia, lo que indica una predisposición genética. Los miembros de la familia suelen estar afectados por varios trastornos autoinmunes y no por un único trastorno específico.

Leer más  Acido urico en el codo

Importancia clínica de los patrones de tinción de los anticuerpos antinucleares y de los autoanticuerpos asociados

Quince laboratorios internacionales con experiencia en la realización de pruebas de ANA por inmunofluorescencia indirecta participaron en el análisis de sueros codificados de individuos sanos y de pacientes de los 5 grupos de enfermedades diferentes descritos anteriormente. A excepción de la estipulación de que se utilizaran células HEp-2 como sustrato, cada laboratorio utilizó su propia metodología interna, de modo que cabe esperar que los datos reflejen la producción de una sección transversal de los laboratorios de referencia de ANA de todo el mundo. Los sueros se analizaron en 4 diluciones: 1:40, 1:80, 1:160 y 1:320.

En los individuos sanos, la frecuencia de ANA no difería significativamente en los 4 subgrupos de edad que abarcaban los 20-60 años. En esta población supuestamente normal, el 31,7% de los individuos eran positivos a la dilución sérica de 1:40, el 13,3% a la de 1:80, el 5,0% a la de 1:160 y el 3,3% a la de 1:320. En comparación con los hallazgos entre los grupos de enfermedades, un punto de corte bajo a una dilución sérica de 1:40 (alta sensibilidad, baja especificidad) podría tener valor diagnóstico, ya que clasificaría a prácticamente todos los pacientes con LES, SSc o SS como ANA positivos. Por el contrario, un punto de corte positivo alto a una dilución sérica de 1:160 (alta especificidad, baja sensibilidad) sería útil para confirmar la presencia de la enfermedad sólo en una parte de los casos, pero probablemente excluiría al 95% de los individuos normales.

Lupus ana negativ

El núcleo es esencialmente el “centro de mando” o “cerebro” de cualquier célula del cuerpo. En el núcleo se encuentran muchos tipos diferentes de proteínas que realizan muchas funciones distintas. Todas ellas pueden ser objetivos de un ataque inmunitario.

Leer más  Causas de vomito en niños

La prueba de ANA se utiliza como prueba de detección de enfermedades autoinmunes, incluidas las enfermedades reumáticas como el lupus eritematoso sistémico, y de enfermedades no reumáticas como las enfermedades hepáticas autoinmunes, las enfermedades tiroideas autoinmunes y las enfermedades intestinales autoinmunes.

La prueba de ANA no es específica para una sola enfermedad. Una prueba de ANA fuertemente positiva significa que es más probable que una persona tenga una enfermedad autoinmune. Sin embargo, los resultados positivos de la prueba no indican de qué tipo de enfermedad autoinmune se trata.

Las células están en constante cambio en nuestro cuerpo y, durante este cambio, el contenido del núcleo de una célula puede revelarse brevemente al sistema inmunitario. Cuando el sistema inmunitario ve las proteínas nucleares, una respuesta normal es intentar fabricar anticuerpos contra las proteínas. Afortunadamente, el sistema inmunitario nunca llega a ver las proteínas nucleares durante demasiado tiempo, por lo que no puede fabricar muchos anticuerpos. Así que puedes ver que todos podemos fabricar anticuerpos contra las proteínas nucleares.

Por Aroa Flores

Hola a todos, soy Aroa Flores y en mi blog personal te ofrezco diversas noticias de actualidad.