Ldl demasiado bajo

Aunque se ha informado a la gente sobre los peligros del colesterol alto y las formas de evitarlo, hay situaciones en las que su colesterol puede ser demasiado bajo. Éstas tienen que ver con aspectos específicos de su perfil de colesterol, más que con su colesterol total en sí.

Tener niveles bajos de colesterol “bueno” de lipoproteínas de alta densidad (HDL) aumenta el riesgo de hipertensión y enfermedades cardíacas. Tener demasiadas lipoproteínas de baja densidad (LDL) “malas” aumenta el riesgo de infarto e ictus.

Sin embargo, los datos sugieren una asociación, pero no una relación causal, entre tener demasiado poco colesterol LDL y un mayor riesgo de padecer ciertos cánceres, trastornos del estado de ánimo y enfermedades cardiovasculares. Este último hecho suele sorprender a muchas personas a las que se les ha aconsejado reducir su LDL.

Los científicos aún no están seguros de por qué parece haber un umbral bastante claro en cuanto a cuándo un LDL bajo se convierte en un problema. Aunque el nivel bajo de HDL suele asociarse a las dietas ricas en carbohidratos y a la obesidad, también hay factores genéticos y ambientales que pueden hacer que los niveles desciendan.

Colesterol deutsch

La lipoproteína de alta densidad (HDL) transporta el colesterol fuera de las células y lo devuelve al hígado. Desde allí se descompone o se expulsa del cuerpo como producto de desecho. Por este motivo, el HDL se denomina “colesterol bueno” y los niveles más altos son mejores.

La lipoproteína de baja densidad (LDL) transporta el colesterol a las células que lo necesitan. Si hay demasiado colesterol para que las células lo utilicen, puede acumularse en las paredes de las arterias y provocar enfermedades en ellas. Por esta razón, el LDL se conoce como “colesterol malo”.

Leer más  Como quitar la sangre molida

Esto se debe a que el colesterol puede acumularse en la pared de las arterias, restringiendo el flujo sanguíneo hacia el corazón, el cerebro y el resto del cuerpo. También aumenta el riesgo de que se forme un coágulo de sangre en alguna parte del cuerpo.

También se puede calcular la relación entre el colesterol total y el HDL. Se trata de su nivel de colesterol total dividido por su nivel de HDL. Por lo general, esta proporción debe ser inferior a cuatro, ya que una proporción más alta aumenta el riesgo de sufrir una enfermedad cardíaca.

Hay muchos factores que pueden contribuir a un nivel alto de colesterol en la sangre, entre ellos los relacionados con el estilo de vida, como el tabaquismo, una dieta poco saludable y la falta de ejercicio, así como una enfermedad subyacente, como la hipertensión o la diabetes.

Síntomas del colesterol bajo

El colesterol es una sustancia cerosa, parecida a la grasa, que se encuentra en todas las células del cuerpo. El cuerpo necesita algo de colesterol para producir hormonas, vitamina D y sustancias que ayudan a digerir los alimentos. Tu cuerpo produce todo el colesterol que necesita. El colesterol también se encuentra en los alimentos de origen animal, como las yemas de huevo, la carne y el queso.

Si tiene demasiado colesterol en la sangre, éste puede combinarse con otras sustancias de la sangre para formar una placa. La placa se adhiere a las paredes de las arterias. Esta acumulación de placa se conoce como aterosclerosis. Puede provocar una enfermedad coronaria, en la que las arterias se estrechan o incluso se bloquean.

Leer más  Adormecimiento de manos y piernas

Las HDL, LDL y VLDL son lipoproteínas. Son una combinación de grasas (lípidos) y proteínas. Los lípidos necesitan estar unidos a las proteínas para poder desplazarse por la sangre. Los distintos tipos de lipoproteínas tienen diferentes objetivos:

La genética también puede hacer que las personas tengan el colesterol alto. Por ejemplo, la hipercolesterolemia familiar (HF) es una forma hereditaria de colesterol alto. Otras condiciones médicas y ciertos medicamentos también pueden causar colesterol alto.

Síntomas del colesterol alto

El colesterol alto es común entre los australianos: 1 de cada 3 adultos tiene el colesterol alto. Con el tiempo, el exceso de colesterol “malo” hace que se formen depósitos de grasa llamados placas en las paredes de las arterias. Esto conduce a un estrechamiento y endurecimiento de las arterias, lo que aumenta el riesgo de infarto e ictus.

Algunas personas padecen una enfermedad llamada hipercolesterolemia familiar, en la que un problema genético provoca un alto nivel de colesterol. Aproximadamente uno de cada 500 australianos padece esta enfermedad y muchos no saben que la tienen. Si tiene antecedentes familiares de colesterol alto o de enfermedades del corazón a una edad temprana, pregunte a su médico sobre su riesgo.

El colesterol se mide mediante un análisis de sangre llamado “perfil lipídico”. En él se mide el colesterol total, el colesterol HDL y el colesterol LDL, así como los triglicéridos, otro tipo de grasa en la sangre. Normalmente se le pedirá que esté en ayunas (sin comer nada) y que sólo beba agua durante unas 10 horas antes de la prueba.

Los adultos deben medirse los lípidos en sangre cada 5 años, a partir de los 45 años. Los aborígenes y los isleños del Estrecho de Torres deben empezar a hacerse análisis de lípidos a los 35 años, porque las enfermedades del corazón y de los vasos sanguíneos, como los infartos y los accidentes cerebrovasculares, se producen por término medio entre 10 y 20 años antes en los indígenas.

Leer más  Boca seca mucha sed y cansancio

Relacionados

Por Aroa Flores

Hola a todos, soy Aroa Flores y en mi blog personal te ofrezco diversas noticias de actualidad.